Ir al contenido

OPINIÓN. Se dice… se protesta

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

JESÚS MANUEL GARCÍA

Se dice que los responsables sanitarios de la Xunta y del Área sanitaria de Vigo están en otra onda, como queriendo significar que se hallan alejados de los ciudadanos. Si eso fuese así, mal irían esos responsables. Si en efecto, así es, mal irán. Este miércoles hay protesta en Vigo contra ese desacuerdo, contra ese no gusto de las críticas de los trabajadores por parte del gerente. Las críticas le van en el sueldo, a él y a su equipo. Sin ánimo de meter más leña al fuego, algo nos dice que no sabe Rubial en qué fregado se metió, pues los ánimos del personal están caldeados y Vigo, huelga decirlo, no es cualquier sitio. De entrada, en unas horas se desarrollarán sendas concentraciones en defensa de la libertad de expresión, en el HAC y en el Meixoeiro. En el primero será a las once de la mañana, en la planta cero, en el pasillo de dirección, y en el segundo comenzará a la una,  en el vestíbulo del hospital. A esto, como ya se sabe, se sumará, el próximo domingo, un rodeo reivindicativo del Meixoeiro. Esta web adelantó hace unos días que para el 12 de mayo lo más probable es que se organice una segunda gran manifestación de ciudadanos en Vigo reivindicando una mejor sanidad. ¿Cómo es posible que se contrate enfermeras por horas, que incluso son contratadas y despedidas varias veces a la semana, como hay casos con nombres y apellidos? Por qué el Sergas saca tan pocas plazas cuando en el Álvaro Cunqueiro se necesitan cientos de ellas? La falta de personal no es invento de nadie. La falta de personal la sufren los pacientes. En Vigo, y en otras áreas gallegas. Y los contratos vergonzosos del personal por horas los sufre el paciente, además del trabajador. Dirán cuanto quieran, maquillarán la situación como deseen pero, más allá de propagandas, todo indica que con esta política sanitaria por la que apostaron nuestros servidores públicos, se está tirando piedras contra el sistema de salud de todos. ¿Cuándo va a funcionar bien la sanidad en Galicia y, en este caso, en Vigo? El experimento de Beade no es brillante. Demasiados dolores de cabeza sin píldoras suficientes para combatir tanta pesadez. Quizás el bálsamo para esta lo dé aplicar la papeleta adecuada en la urna pues con las elecciones autonómicas más cerca que lejos puede ser un cóctel explosivo en la ciudad más poblada de este noroeste hispano.

Published inGaliciaOpiniónSanidadVigo

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!